Conoce a Oyá, diosas de los vientos fuertes y las tempestades

Yansá u Oyá es una de las deidades que pertenece a la religión yoruba. Éste sincretiza con Santa Teresa de Jesús y la Virgen de la Candelaria. Para que le conozcas un poco más, en esta oportunidad te queremos hablar de esta deidad.

¡Empecemos!

¿Cómo es la primera orisha femenina del panteón?

Es la primera orisha del género femenino que aparece en la rueda del Batuque. Oyá, es una de las diosas de las tempestades y del viento que le precede.

Se cree es el “viento que arranca y arrasa a los árboles desde la cima”. Además, junto a Shangó, gobierna y, es una de las pocas deidades a la que le fue concedida el poder de dominar la facultad de dominar a los espíritus de los muertos o Eggunes.

Es sensual, pero de temperamento muy fuerte y autoritaria, dominante e impetuoso. Acompañaba a Shangó en las batallas como una de sus esposas.

Se le conoce, a su vez, como la dueña de la puerta del cementerio; y junto a Orula, Obatalá y Elegguá domina los cuatro vientos.

Características de Yansá

Su día es el 2 febrero y en Cuba (región oriental) es el 15 de octubre. Siendo su día de la semana el viernes, para pagar castigos.

Se representa con todos los colores del arco iris, junto al Vinotinto y el negro.

Entre sus metales se encuentra el zirconio, hierro, cobre y el plomo, este último se le pide por cuestiones de amor.

Representa a los santos: Santa Teresa de Jesús y Virgen de la Candelaria.

La figura femenina de Oyá

Esta deidad representa un ideal femenino que es ajeno a la cultura yoruba. Y es que, en la misma, las mujeres no formaban parte del ejército, en comparación a los pueblos de Africa occidental ecuatorial.

La deidad, según las tradiciones proviene del área norte de la nación yoruba y, es posible que en alguna parte de esa ubicación las féminas se usaran para la caballería real como las Dahomey, una nación que se relaciona con los fenómenos atmosféricos.

Es probable que la diosa obtuvo su carácter intrépido y violento de amazona de esa zona, puesto que la religión yoruba no puede justificar como se le rinde culto a la misma, teniendo tantas acciones tan de hombres.

Y es que el símbolo de esta diosa guerrera es el de la lanza, y se le representa, a su vez, como un objeto realizado en metal en forma de rayo o como descarga eléctrica.

Cuando Oyá baja en su mano lleva un sable y un iruke o rabo de caballo, lo que es un símbolo de autoridad.

Mientras que su arma es un iruke negro, el cual es una vara de pelos realizada con pelos de rabo de caballo que es atado a un cabo de hueso de metal o madera, con la que domina a los eggunes.

Y ahora que hemos llegado al final ¿Qué te ha parecido esta diosa? Puedes dejarnos tu opinión en los comentarios. Y si deseas saber más de la religión yoruba y la magia blanca, puedes tomar en cuenta la opinión de Alicia Collado sobre sus amarres de amor.